jueves, enero 01, 2009

Propósitos de Año Nuevo

A.K.A. Tonterías que nos entran en fin de Año. Simplemente una excusa para intentar hacer ver a los demás que vamos a cambiar esos defectillos que tanto detestan y hacernos "mejores personas". Pamplinas. Vamos, el concepto en sí me congratula (aunque sea más una mentira piadosa que otra cosa), pero ¿por qué en Año Nuevo? ¡Pero si el Año Nuevo deja de serlo al llegar Febrero!
Que si no tienes voluntad para dejar de fumar el resto del año, para trabajar más o mejor, para llevarte mejor con el/la suegro/suegra/yerno/nuera, para hacer más ejercicio, para comer más sano, para decirle a esa persona que la quieres o que no, para estudiar en firme, para sacarte el carnet de conducir, para aprender a hacer ganchillo, para cambiarte de casa, para buscar novia, para hacer puenting o parapente, para ir a ese sitio que tanto te gusta, para pedirle que se case contigo, para reír más o llorar menos, para escribir esa novela de éxito, para regalarte algo que te gusta, para ser más solidario, para mandar a tu jefe a Parla, para visitar a esos amigos de la infancia, para empezar a quererte más, para cambiar la decoración o para intentar ser más feliz, no seas membrillo, el Año Nuevo no es la gallina de los huevos de oro.
Piensa durante todo el año en qué quieres cambiar y simplemente ¡hazlo! Propóntelo cada semana, día, hora, minuto o segundo de tu tiempo, en función de tu objetivo y simplemente consíquelo. O al menos date el gustazo de haberlo intentado. Y por dios, ni se te ocurra decir "bueno, para el año que viene, fijo que lo hago" o tendré que buscarte y darte dos sopapos bien dados, para que aprendas. Ego dixit.



Por cierto, ¡Feliz Año Nuevo!

1 comentario:

E1000io Sanz dijo...

Proposito para 2009: Reirme todavía más jejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejeje